Javier Alemán

Detectives de verdad

In Series on julio 26, 2014 at 10:14 pm

true detective

Llegué sólo medio año tarde.

Y eso que suelo llegar muy tarde a las series.

Probablemente por la pereza que me da acceder a ellas por medios no del todo legales, siempre acabado esperando a que estén en DVD para verlas tirado con mi señora en el sillón. Ya, ya sé que también podría hacer eso con un disco duro externo, pero me gusta más mi solución. Pero esta vez me dije: vamos a verla, y sólo llegué medio año tarde.

¿Puedo añadir algo a todo lo que se ha dicho sobre True Detective? Probablemente no. La serie ha conquistado a público y crítica y se ha ganado un lugar en el Olimpo de las cosas bien hechas, y lo ha conseguido con sólo ocho capítulos, sin nada de materia sobrante y con una apuesta clarísima por el guión. Porque la actuación de McConaughey (¿alguien sospechaba que era tan bueno hasta ahora?) y Harrelson es una maravilla y los secundarios no les van a la zaga, pero no sería posible sin una escritura tan trabajada como la de Nic Pizzolato, amo omnipotente de su relato.

El dúo protagonista está fantásticamente dibujado, con especial detalle en el personaje de McConaughey, que es una especie de Agente Dale Cooper en formato oscurísimo y nihilista, un “malo que debe existir para parar a los malos”. Tan bien hechos están que muchas veces estaremos más atentos a las escenas de conversación en el coche que a su propio camino por resolver el caso en el que acabarán trabajando y que llevará a ambos por delante.

En este caso en la HBO han sido muy listos y han dejado el mismo director (Cary Joji Fukunaga) y a Pizzolato como guionista en todos los capítulos: una jugada que da una personalidad muy propia a los capítulos, sin los saltos extraños que suelen sufrir series más largas que intercambian gente a los mandos. La Luisiana que dibujan se adueña de la pantalla, con una fotografía maravillosa del bayou, del misterioso y abandonado mundo rural y de las zonas limítrofes: esas poblaciones desangeladas en las que conviven modernidad y cultos antiguos. En vez de abusar del jazz y del voudoun, se centran más en Faulkner, el american gothic y el country: la pantalla sabe a tierra, a polvo, a barro y a abandono, y sólo hay que ver la fantástica cabecera (con música de The Handsome Family) para hacernos una idea de lo que va a pasar. La idea de cubrir diecisiete años y jugar con la temporalidad y el relato dentro del relato nos permite también ver ese texto noir, ese caso que se lleva por delante al detective: el crimen de Dora Lange que vuelve una y otra vez.

¿Y al final, de qué se trata? De la historia más antigua de todas: la lucha del bien contra el mal. Sin maniqueísmos, con personajes vivos de verdad y llenos de profundidad, y con el realismo que la historia se merece: sería una utopía pensar que en un mundo como el nuestro los buenos tengan alguna victoria que no sea pírrica y que los malos paguen por sus pecados. True Detective no se engaña ni toma al espectador por tonto: sus antihéroes tienen los ojos cansados, inyectados en sangre y la ropa llena de barro y hierba. No pueden hacer más.

Anuncios
  1. […] para empezar, no me he acercado a ella como si fuera una continuación 1:1 de la insuperable primera temporada. No venía buscando unas nuevas y oscuras aventuras de Rust Cohle enfrentándose a lo […]

  2. […] De fondo el lago (real) Wakatipu. La leyenda local dice que surgió tras un héroe prender fuego a un gigante malvado que dormitaba en la cuenca, siendo su grasa el agua que ahora parece envolverlo todo. En el fondo del lago, su corazón palpitante sigue bombeando, como queriendo contar algo. Es imposible no enamorarse de la cinematografía de Top of the Lake, de esos enormes parajes naturales que muestra cada vez que puede, de una una naturaleza indiferente a todo lo que acoge. Pero no es sólo un recurso con el que hacer babear al espectador: es imposible entender la serie sin el lago, las vidas de los protagonistas sin canoas y bosquecillos, sin montañas y tiendas de campaña. Aquí fue donde Adam Arkapaw mostró su oficio y ganó su primer Emmy, antes de dirigir la fotografía de la primera temporada de True Detective. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: